Jornadas cinegeticas

Jornadas Cinegéticas.

En Finca Mochares la preocupación por la alimentación de sus especies cinegéticas es una prioridad. Sus propietarios han conservado las mejores condiciones para el desarrollo de las especies. Antigua finca de ganado, actualmente atrae a los cazadores por la abundancia de caza. Se destinan 100 hectáreas para alimento de especies en parcelas separadas que se siembran pensando en el alimento que necesita la caza. La finca cuenta además con fuentes donde los animales beben durante todo el año.

En sus 800 hectáreas, ofrece las mejores condiciones para los cazadores que quieran practicar la caza menor y la caza en mano en contacto con la naturaleza. El cazador encuentra el mejor ambiente campestre, con piezas abundantes, en un hábitat natural y casi virgen, junto a unos servicios de primera calidad, creando todo ello, el marco ideal para una jornada cinegética. Las especies que abundan son perdiz, liebre, conejo y faisán. El coto es uno de los pocos donde aún puede encontrarse el faisán salvaje

La orografía presenta badenes y desniveles que hacen las delicias de los cazadores. Montecillos, esparteras, tomillares, olivares y retamares; arroyos, manantiales y fuentes naturales; formaciones pedregosas que obligan a zigzaguear para seguir la senda, conforman un paisaje ideal para el cazador que quiere sentir el sabor de la aventura. El Cerro de los Faisanes, el Cerro de los Almendros, la Fuente de los Cangrejos, el Río Argodó, son algunos de los atractivos que ofrece esta finca única.

“En Finca Mochares el cazador podrá encontrarse sólo frente a la Naturaleza y la caza.”